in

Una patente para PS5 vuelve a confirmar la eliminación de los tiempos de carga

PlayStation 5 eliminaría las pantallas de cargas gracias a su nuevo sistema de disco SSD

Mark Cerny, arquitecto encargado del desarrollo de la próxima máquina de los japoneses, reveló hace algunas semanas varias especificaciones de PlayStation 5 durante una entrevista con Wired.

Cerny confirmó que la nueva consola funcionará con una unidad de estado sólido (SSD), la cual garantizará un mejor rendimiento general y, sobre todo, reducirá los tiempos de carga.

Pues bien, ahora los japoneses han registrado una nueva patente que recoge inverse los cuales nos cuentan cómo Sony llevaría a cabo no solo una reducción temporal sino la eliminación al completo de las pantallas de carga.

En dicha a patente se describe cómo un futuro sistema podría dividir los entornos de juego en varios segmentos para permitir transiciones de carga sin problemas. Es decir, podremos movernos libremente de una área a otra del juego sin que haya pantallas de carga, algo aplicable a cuando en los juegos sandbox utilizamos el viaje rápido para ahorrar grandes distancias y debemos esperar periodos de tiempo para que el juego logre cargar:

«Un sistema y un método son desplegados para cargar dinámicamente el software del juego para un juego sin problemas. Se identifica un límite de carga asociado a un entorno de juego. Una posición de un personaje en el entorno del juego es entonces monitoreada. Las instrucciones correspondientes a un nuevo entorno de juego se cargan en la memoria cuando el personaje cruza el límite de carga, de forma que no se interrumpe el juego».

A nivel técnico el PlayStation 5 tendrá una CPU basado en un AMD Ryzen de tercera generación8 núcleos potenciados por la microarquitectura 7nm Zen 2, un chip AMD con unidad personalizada para audio 3D, un disco duro de estado sólido (SSD), soporte para gráficos 8K y compatibilidad con la tecnología raytracing gracias a su GPU basada en una variante de la familia Navi de Radeon.

Además, la nueva consola será retrocompatible con el catálogo de PlayStation 4. Por ahora no se sabe con certeza si habrá retrocompatibilidad con otras consolas anteriores de Sony.